Si cachan a los turistas dándose un beso en Qatar 2022, hay tabla

A poco menos de un año del Mundial de Qatar 2022, continúan las polémicas del país anfitrión, y no, no se trata esta vez de condiciones extremas de trabajo para la construcción de los estadios, sino que las autoridades locales mantendrá ciertas prohibiciones para tooodos los que asistan.

Entre ellas, la más puntual y en la que hicieron énfasis, es que no quieren que la banda esté de besucona y menos los gays, pues si a duras penas permitieron que asistieran al evento mundialista la comunidad LGBT+, porque los bastardos no querían que fueran, no van permitir muestras de afecto en público.

Entonces tuvo que entrar la FIFA a decir: ‘a ver, bro, o aceptas a todos o qué pedo’, así que todos entrarán, pero Nasser Al-Khater, presidente del Comité Organizador, no la iba a poner tan fácil, pues dejó caer una pinche bombita.

“Las demostraciones de afecto público están mal vistas, y eso vale para todos. Qatar y los países vecinos somos mucho más recatados y conservadores. Pedimos los aficionados que respeten”, dijo el jeque, quien oooobvio se refería a su poca tolerancia a la libertad del siglo XXI.

Esta chingadera se suma a la pinche lista de mamadas que han surgido alrededor de este Mundial, como el hecho de no poder pistear en la calle, a los alrededores de los estadios previo o después del partidos.

Así que salvo sus estadio que están chingonsísimos, esperemos que la fiesta del futbol no se vea manchada por las limitaciones que ofrece la ideología qatarí, por no decir que son unos pinches mochos.

1 comentario en “Si cachan a los turistas dándose un beso en Qatar 2022, hay tabla”

Deja un comentario