Don Perico

¿Dónde quedaron los que se burlaban de Alexa Moreno?

Alexa Moreno demostró en Tokio 2020 que es una mujer fregona. Se olvidó de las burlas y del bullying que sufrió en México y se esforzó hasta lo imposible para hacer historia y dejar en alto el nombre del país. Y lo logró, aunque al final los jueces le negaran las medallas.

Para que se den una idea, Alexa Moreno no solo es la primera mexicana que llega a una final de Gimnasia Artística en 20 años, sino que, además, su cuarto lugar es el más alto conseguido por cualquier gimnasta, hombre o mujer, en unos Juegos Olímpicos.

Quizá su calificación de 14.713 la dejó fuera del podio, pero también puede celebrar que venció a las atletas rusas y una de las norteamericanas, que se quedó a dos centésimas del tercer sitio, y que todo el mundo está convencido que la brasileña fue favorecida por los jueces.

Pero, sobre todo, puede estar feliz de haber callado bocas por doquier, y que millones de mexicanos que se burlaron de ella ahora alaban su actuación y reconocen su esfuerzo, algo que deberíamos hacer con todos los que compiten en eventos como este, sea que ganen o no.

Esperemos que cuando regrese a México la reciban como se merece y que siga trabajando duro. Esta vez no fue, pero estamos convencidos de que una medalla estará esperando por ella en las próximas olimpiadas.

Y a los que se burlaban de Alexa Moreno, ni crean que echarle flores ahorita borra lo culero que se portaron. Ojalá hayan aprendido algo, y dejen de juzgar a la gente por cómo se ve.